Los nuevos animales de compañía también tienen parásitos

Durante estos días en los que llega el buen tiempo es frecuente ver en tele y prensa anuncios de productos antiparasitarios para perros y gatos. Collares, pipetas y pastillas se venden con más frecuencia en centros especializados. Los productos con nuevas moléculas son cada vez más eficaces contra pulgas, garrapatas y el mosquitos trasmisor de la Leishmaniosis entre otros parásitos.

Pero… ¿Qué pasa con el resto de los animales?

Todos los animales tanto pequeños mamíferos como aves y reptiles pueden infestarse con parásitos tanto internos como externos, especialmente si los sacamos a la calle o pasan parte del tiempo en el exterior, aunque sea en un balcón o una ventana. Hay que tener en cuenta que pueden mantener contacto con los animales silvestres que habitualmente son portadores de estos parásitos.

Parásitos externos mas frecuentes en las diferentes especies

AVES

MOSCAS

  • En ocasiones se observan especialmente en las aves de aviario. Pueden trasmitir hemoparásitos

PIOJOS

  • Pueden alcanzar un número significativo en las aves debilitadas. Especialmente producen calvicie en canarios secundaria a la irritación.

GARRAPATAS

  • En ocasiones aparecen en aves nuevas importadas, son más frecuentes en aves salvajes, especialmente en las debilitadas. Pueden trasmitir hemoparásitos.

ÁCAROS

  • Ácaro rojo: Dermanyssus sp.
  • Ácaros de las plumas. Se encuentran en las barbas de la superficie ventral de las plumas.
  • Ácaros cnemidocópticos, producen descamación de la cara y las patas
  • Puede aparecer otro tipo de ácaros con menor frecuencia.
Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

En las aves salvajes rescatadas es frecuente la presencia de piojos y garrapatas.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Imagen de piojos vistos al microscopio, obtenidos de las plumas de una paloma.

El ácaro rojo o Dermanyssus sp. Produce mucho prurito que puede dar lugar a lesiones por irritación.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

El ácaro Cnemidocoptes pilae produce descamación en la zona de la cara y las patas, llegando a crearse lesiones tan increíbles como la de la imagen.

Debido al tegumento en un porcentaje muy elevado cubierto de plumas en ocasiones es difícil detectar la presencia de algunos de estos parásitos hasta que la infestación es muy grave.

En cualquier caso la presencia de estos parásitos puede evitarse mediante la prevención. Es importante realizar cuarentenas antes de introducir aves nuevas en el aviario y administrar desparasitaciones periódicas. Siempre es recomendable consultar con el veterinario para realizar programas de desparasitación adecuados al número de individuos, la edad y las distintas especies mantenidas.

La administración de productos spot on facilita el manejo en estos casos.

REPTILES

GARRAPATAS.

  • Del género Aponomma.

ÁCAROS:

  • De los lagartos: Hirstiella trombidiiformis, Geckobiella spp., Pterygosoma spp.
  • De las serpientes: Ophionyssus natracis.

Son menos frecuentes que en otras clases pero también pueden encontrarse presentes.

Es frecuente el contagio entre reptiles cuando se introducen en la colección sin las precauciones apropiadas o no se mantienen las medidas higiénicas adecuadas.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Iguana verde infestada con el ácaro Hirstiella trombidiiformis.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Otra iguana en la que se observa la presencia de garrapatas.

Imagen del ácaro Ophionyssus natracis vista al microscopio.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Imagen de una serpiente infestada con el ácaro. Además de las molestias causadas por este puede ser portador de bacterias.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Las tortugas también presentan parásitos, hay que tener cuidado especialmente con las tortugas terrestres que se mantienen en el exterior.

Como en el resto de las clases la prevención y una buena higiene son las claves para mantenerlos libres de parásitos. Hay que tener en cuenta que algunos tratamientos habituales como la ivermectina pueden ser tóxicos en las tortugas.

En los casos en los que añadimos elementos silvestres a los terrarios debemos desinfectarlos muy bien antes de colocarlos ya que pueden trasmitir algunos de estos parásitos a nuestras mascotas.

PEQUEÑOS MAMÍFEROS

PULGAS

  • Especialmente en ratas y ratones. Pueden presentarse distintas especias algunas compartidas con otros animales de compañía como los gatos.

PIOJOS

  • GÉNERO Polyplax spp. Gliricola porcelli.

ÁCAROS

  • NOTOEDRES
  • OTODECTES
  • DEMODEX
  • SARCOPTES
  • CHEYLETIELLA
  • PSOROPTES
  • TRIXACARUS
Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

En las ratas (incluso en las que no tienen pelo) pueden encontrarse pulgas y se pueden contagiar de otros animales de compañía, por lo que deben protegerse frente a estas.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Imagen de microscopio del piojo Gliricola porcelli que es frecuente encontrar en cobayas.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

En hurones es frecuente la presencia de ácaros en las orejas. Presentan una secrección oscura y prurito.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Imagen de Otodectes spp. al microscopio.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Lesiones en el pabellón auricular de un conejo debido a la presencia del ácaro Psorotes spp.

Veterinario exóticos, parásitos, Hospital Veterinario Tomás Bustamante

Lesiones en una cobaya afectada por ácaros. Además presentaba mucho prurito y zonas con pioderma superficial.

Para prevenir la presencia de estos parásitos se debe desparasitar mensualmente con productos spot on que son muy seguros para estos animales, especialmente si salen al exterior o tienen contacto con otros animales. Una vez que se detecta el parásito y dependiendo de la especie además se deben aplicar tratamientos inyectables y/o tópicos siempre teniendo en cuenta el peso exacto del animal.

Debido al rascado además se producen lesiones que se infectan secundariamente por lo que en muchos casos también debemos tratar éstas con antibióticos, siempre escogiendo el adecuado para cada especie y conociendo los que producen toxicidad.

Cristina, Veterinaria del Hospital Veterinario Tomás Bustamante
Cristina Arjona Rayón
Exóticos, Dermatología.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s